Rowse

Conocimos a Nuria Val hace unos años, cuando Laconicum era un bebé. Coincidimos con ella en una sesión de fotos para Glamour. Entonces era modelo, viajera y estaba muy preocupada por la vida, la comida y la cosmética en armonía con la Naturaleza. Ya entonces era diferente al resto porque su mirada lo era. Pasaron los años y la seguíamos siguiendo en sus viajes por todo el mundo. 

Un día de 2017 Nuria, que estaba desarrollando proyectos de dirección artística y creación de contenido para marcas de belleza, conoció a Gabriela, otra mujer cosmopolita. Ella trabajaba para un fondo de inversion especializado en beauty startups de belleza y había trabajado en Clarins y L´Oreal. Hablaron y hablaron y se dieron cuenta de que compartían  la misma vision de hacia dónde tiene que dirigirse la industria cosmética. Ambas perseguían romper, en la medida de lo posible, las reglas del juego cosmético buscando algo muy puro, minimalista y  respetuoso tanto por parte del consumidor como del planeta. Querían volver a la cosmética que usaban las mujeres hace siglos. 

Además, sabían que ahora podían cambiar la conversación sobre la belleza. Querían decir no a las falsas promesas,a  las fantasías irreales, a los ingredientes tóxicos que dañan nuestra piel y el planeta, a las pruebas con animales. Querían decir no a las prácticas comerciales turbias.

Nuria y Gabriela decidieron lanzar Rowse (pronúnciese /ros/). Los principios que guían Rowse son tres: 

1. Minimalismo: pocos productos, los ingredientes imprescindibles, el packgaging preciso. 

2. Ingredientes 100% basados en plantas. Esto no es nuevo, al contrario, se ha hechos desde hace siglos y ha funcionado. Por eso Rowse lo recupero. 

3. Piensa en el planeta. Rowse trabaja con productores pequeños y locales, tiene como objetivo no usar plástico (casi-casi lo ha conseguido) y busca desperdiciar lo menos posible. 

Rowse  ha salido al mercado con un solo producto. Era un Winter Body Oil, un aceite de cuerpo para invierno (sic). Es el cosmético más sencillo, el que más siglos lleva en el mundo. S ellas querían volver a lo esencial (pasado por un filtro contemporáneo) eso es lo que querían elaborar, es la forma más pura de aprovechar una planta. Probamos el Winter Body Oil y siguió interesándonos. Rowse no tenía más remedio que formar parte de Laconicum.