He estado en África estas vacaciones y he utilizado...


Fácil, se compone de dos palabras: HealGel - Intensive.

         

En Tanzania, pasamos los días en un jeep asomando nuestras cabezas por el techo y observando a leones, jirafas e hipos del lugar. Nota, se dice hipo, no hipopótamo. Estuvimos recorriendo los terrenos sin fin de parques como el del Serengeti, Ngorongoro o Tarangire. Esto nos llevaba también a pasar días enteros entre polvo y arena que iban a parar directos a nuestras caras, ropa, sombrero, cámaras… sin  apenas darnos cuenta. Pero, ¡qué más da! Es todo tan bonito.

Al finalizar el día y llegar a nuestro campamento, (muy básico y con duchas llenas de arañas “very posisson”) el ritual (y mi momento de mí para mi) consistía en limpiar el rostro con agua micelar (bien de agua micelar) y aplicar el refrescante gel del HealGel Intensive… Fresquito y rápido. Quizás incluso demasiado rápido, por lo que a veces me permitía el lujo de aplicar doble dosis estirando los minutos. ¡Oh! Ya estaba lista para lidiar con las hienas que acechaban nuestras tiendas al anochecer. 

Fdo: Cayetana.

Conoce Healgel Intensive


New Arrivals: